Las familias "normales" y la homofobia

La mejor etapa en la vida de nuestros hijos


Toda edad es bonita mientras vemos crecer a nuestros hijos, pero para cada padre/madre hay una época de la que se queda totalmente prendada.



En mi caso, no tengo mucha experiencia ya que mi hija solo tiene 21 mes (22 meses el día 31 de Enero), pero ahora está en una etapa en la que haga lo que haga me enamora. Es verdad que me ha salido un poco traviesa, no para quieta y todas las ideas que tiene no llevan consigo nada bueno, pero creo que eso en el fondo la hace más graciosa aún. 

Cuando están en la etapa de bebé es verdad que estás prendada de ellos, que te gusta cualquier cosa, pero son tan pequeños tan indefensos que no puedes más que mimarlos, comértelos a besos y cuidarles como si se te fuese la vida en ello. Pero cuando empiezan a andar, que todo les parece curiosos, quieren tocar, probar, observar, ya esa edad empieza a ser mucho más bonita que la anterior. 

Pero para bonita la etapa en la que se encuentra mi pequeña ahora. Está en la etapa de dar besos, abrazos, empieza a jugar con más conciencia con los juguetes, le gusta colorear, se queda embobada con los dibujos, baila y "canta" sin parar, y empieza a decir sus primeras palabras. Todos los días que me levanto hace algo nuevo, aprende con muchísima rápidez, y de no decir nada, ahora dice algo más, poco entendible la verdad, pero parece un loro. Eso sí, que lista es, que memoria tiene y que bien se queda con todas las cosas, todo lo que tú le digas ella te entiende y te responde.

A mí me hace mucha gracia la forma de decir no, ella alarga la o hasta un punto que no puede más porque se ahoga y a todo lo que le preguntes te dice que no, bueno menos para la comida ahí si te dice bien claro que sí, no le importa el que, pero te va a decir que sí. 



Como he dicho antes me ha salido un poco traviesa y cualquier descuido por nuestra parte es bueno para ella hacer una gamberrada. Un día mientras me duchaba aprovechó para decorarme todas las paredes con distintos tonos de rotuladores, pero tranquilos no eran los normales, eran los permanentes. Otra de las cosas que ha hecho es esconderme el sacamocos y el suero porque como ella ya sabe para lo que es no le gusta y lo quita del medio. Cuando no la escuches preocupate, seguro que está haciendo algo, y ¿sabéis donde encontrarla siempre qeu está haciendo algo que no debe? detrás de una cortina sentada, medio cuerpo detrás de la cortina y las piernas estiradas por fuera, porque se sienta. Ha roto unos cuantos móviles, mi Ipad que estaba nuevo le ha hecho trizas la pantalla, a mi madre le ha dejado la casa sin figuritas y sin adornos en la nevera, mis utensilios de la cocina los utiliza ella más para matar moscas que yo, y si tú te pones a comer no te preocupes qeu se va a sentar a tu lado para darte ella las cucharadas de comida. Esto son solo algunas de las cosas, pero como lo hace con esa carita, te pone esos ojitos y luego es tan salamera y cariñosa que te la tienes que comer, después de decirle que esas cosas no se hacen. A mí me tiene loca.

Y es que al fin y al cabo, cada etapa de nuestros hijos para nosotros va a ser la mejor, porque lo que más nos gusta en la vida es verlos felices, sonriendo, llenos de salud y de vida y ya con eso todos los males se paran.

Comentarios